Fantasear es lo mejor

101 Vistas 4 Me gusta

Para dejar volar nuestra imaginación hace falta poco, un poco de tiempo, un poco de ganas y un poco de curiosidad. Siempre os decimos que el sexo la mente es una de las partes más importantes, si tu mente no está donde debe lo más fácil es que tus relaciones no sean todo lo placenteras que mereces, pero si tu mente está volando a esa fantasía que te pone caliente y te excita como nada, entonces tu llegada al clímax puede ser más memorable que la llegada del ser humano a la luna.

Muchas veces nos preguntamos si nuestras fantasías son normales, si alguien más se excita con una historia similar a la nuestra. Para aquellas que tengáis curiosidad por saber más de vuestras fantasías y quizás jugar en vuestra mente con la fantasía de otras, aquí os dejamos un resumen de las fantasías sexuales más habituales entre las féminas.

fantasías sexuales

Hacer el amor en un lugar público, en una fiesta con amigos, en la playa, en un bar, muchas de nosotras hemos tenido esta fantasías y alguna hasta la hemos cumplido. O es tan difícil, sólo hay que tener cuidado con que no nos pillen (si no es lo que queremos…). Una modalidad muy habitual es tener o saber algo que los demás desconoces… a lo mejor salir a una cita con un conjunto picante… o sin él, usar a escondidas algún juguete y disfrutar con el morbo de ver quien se extraña de tu actitud. Hay algunos juguetes que permiten disfrutar de esta fantasía a más de uno gracias a su mando a distancia…

Experiencias homosexuales, esta fantasía es común a hombres y mujeres heterosexuales y no pasa nada ni por soñarlo ni por llevar a cabo esta fantasía. El saber y el probar no ocupa lugar y son fuente de sabiduría.

Sexo en grupo, el famoso trío de las películas también está entre las fantasías más habituales tanto en la mente como en la realidad.

Infidelidad, la fantasía de ser infiel a tu pareja es especialmente común entre parejas de largo recorrido, en este caso en general quien lo lleva a cabo no suele promocionar su hazaña, puede que sea más sano contarlo antes de hacerlo y ocultarlo.

Sexo con una persona desconocida, un encuentro misterioso, una mirada excitante, un encuentro loco, alguien con el que tener relaciones y no volver a ver jamás, no necesitas su nombre solo su lengua, sus manos y quizás alguna cosa más. Una de las formas de poner en práctica esta fantasía sin el riesgo de quien podemos encontrar es el roleplaying, adoptar un rol, un papel diferente, disfrazarnos y representar una actuación, como si nos conociéramos en ese momento, recuperar esas sensaciones de la primare cita, de volver a ligar y de hacerlo sin ser infiel.

Hay muchas más Fantasías, seguro que cada una guardamos una o varias. En tu mano está decidir cuales quedan para ti, cuales compartes y cuales pones en práctica. 

¿Te ha sido de ayuda este artículo?

Deja tu comentario